ASESINATO DE UN MENOR EN EL EJIDO: NEGLIGENCIA JUDICIAL

ASESINATO DE UN MENOR EN EL EJIDO: NEGLIGENCIA JUDICIAL

No se puede estar de brazos cruzados ante la gravedad de asuntos que le conciernen porque es su cometido. Su inoperancia es sangrante y denunciable. Aquí vemos como no es culpable ningún hombre como se intenta afirmar siempre por activa y por pasiva.

Por supuesto que creo totalmente que la muerte de un niño inocente de manos de su madre se debe a una inmensidad de lagunas judiciales, de este maldito feminismo que cree y protege a la mujer, tenga o no razón, mientras el menor queda en el camino y se ve desprotegido, angustiado y clamando auxilio sin escuchar ni ver ninguna respuesta de nadie.

Una persona con brotes psicóticos, que había pegado a su hijo, que a veces no lo alimentaba, que no lo llevaba al colegio…. Pero la justicia y los organismos competentes ciegos y sordos, no saben, no contestan y eso es gravísimo y es negligencia.

Esa actitud infantil de su madre, afirmando que sólo es suyo y no de nadie, como si fuera un muñeco, un objeto de usar y tirar sin vida, sin libertad, sin deseos. La familia paterna recurrió a todos los organismos sociales sin respuesta alguna y de esta apatía tendrán que responder porque el resultado fue un estrangulamiento de un menor que estuvo desamparado ante una política y una justicia ineficaz y sin la más mínima empatía ante un problema acuciante y que requería de una pronta solución.

No se puede estar de brazos cruzados ante la gravedad de asuntos que le conciernen porque es su cometido. Su inoperancia es sangrante y denunciable. Aquí vemos como no es culpable ningún hombre como se intenta afirmar siempre por activa y por pasiva.

Este niño si estuviese con su padre anteriormente no estaría sin vida. Nadie tiene derecho a destruir la sonrisa de un niño y mucho menos, su vida en ciernes, sus vivencias futuras, sus deseos, sus anhelos.

Tanto amor para dar y recibir destruido en un instante por una acción que pudo prevenirse y no se ha hecho. Ya no valen disculpas, ya nada se puede hacer, y a sabiendas de que hay multitud de casos en la misma situación, ignorados, escondidos, tapiados y eso no se puede tolerar porque vivimos en un estado de Derecho amparados por una Constitución y en donde el menor es y debería ser pieza clave.

Esta inoperancia debe ser castigada con firmeza para que estas situaciones no vuelvan a suceder.

Pilar Enjamio. Psicólogo

2 comments

Posts Carousel

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked with *

2 Comments

  • David Sena Serrano
    14 octubre, 2019, 20:57

    Muy buen artículo Pilar. Estas dando visibilidad a una realidad que no quieren ver. Muchas gracias.

    REPLY
  • Cristobal Marchal
    17 octubre, 2019, 21:38

    Los Servicios Sociales administran justicia sin estar capacitado para ello. Juegan con una ambiguedad que le da el poder de ser dioses del destino, de personas inocentes.
    Con pruebas de maltrato y abandono de un menor, y no actúan retirando la custodia a esa mala madre.
    No puedo evitar ver las pruebas de esta peligrosa ambiguedad en mi propio caso. Solo la declaración de la familia materna en Servicios Sociales. Con todas las pruebas judiciales reafirmando la inexistencia de maltrato. Apartaron a mi hija de su padre. Cuanta impotencia. Por dios!!

    REPLY

Latest Posts

Top Authors

Most Commented

Featured Videos