Dejarse pisar como estrategia de despiste


Hoy, dando forma al cuadro de clasificación, mirando y distinguiendo entre la multitud de tipos documentales, soportes y formatos a los que tengo que poner solución, me he encontrado con un pequeño tesoro.

Martin Campoy
@MartinCLopez

La impertinencia consecuente 2 noviembre, 2017


Ser documentalista, archivero, bibliotecario, ordenacosas en general, tiene multitud de satisfacciones si te apasiona el olor a papel viejo, a resumir información para hacerla comprensible, diseñar bases de datos para que registro a registro los usuarios del sistema comprendan que su trabajo es resultado de todo lo anterior. El caso es que todo esto me apasiona, y lo disfruto. Tengo el enorme privilegio de no decir que me voy a trabajar, sino al archivo.

Hoy, dando forma al cuadro de clasificación, mirando y distinguiendo entre la multitud de tipos documentales, soportes y formatos a los que tengo que poner solución, me he encontrado con un pequeño tesoro que he dejado donde estaba para disfrutarlo más tarde en mi descanso.

Alguien que trabajaba, o que sigue trabajando en la organización en la que estoy, creyó conveniente en 1992 recopilar toda la información publicada en prensa, tanto regional como nacional de los hechos acaecidos en el lunes 3 de febrero de dicho año en Cartagena y encuadernarla. Os lo resumo un poco:

Los currelas de Bazán, Peñarroya y del sector de fertilizantes, hartos de ver como sus trabajos tenían fecha de caducidad la liaron a lo bestia y se enfrentaron a unos 200 agentes antidisturbios. La cosa, por lo que se puede leer, empezó por la mañana a las diez de ese lunes de febrero cuando unos cuantos trabajadores se habían concentrado para protestar por su inestabilidad laboral. Entonces llegaron unos agentes antidisturbios y les dispararon con pelotas de goma para disolverlos. Los currelas, en lugar de huir, pidieron ayuda a sus compañeros de Bazán y salió casi toda la plantilla en su defensa, y bueno…cargas, botes de humo, gases lacrimógenos, hostias como panes, correntías por el centro de Cartagena, diez coches de la policía ardiendo, cristales rotos, los estudiantes del Campus de Alfonso XIII que no sabían donde esconderse, policías soltando estopa hasta en el Rosell y un coctel molotov que de repente se escapa dirección al precioso edificio de la Asamblea Regional, inspirado en la obra del genial Beltrí, provocando un incendio que originó la suspensión del Pleno que se estaba celebrando. En fin…supongo que esto os suena y muchos lo viviríais entre el hastío del somos europeos, las juegos olímpicos de Barcelona y la turra de la Expo de Sevilla. El que escribe, aquel año se encontraba en la disyuntiva de si hacer la primera comunión de marinerito o de almirante.

Otra forma de resumirlo sería el de obreros en auxilio de otros obreros contra fuerzas de seguridad que agotaron todo el material antidisturbios del que disponían en una cagada épica de la Delegada del Gobierno de por entonces, era una tal Concepción Sáenz Laín.

En el dossier de prensa que tengo en mis manos también está todo lo publicado en días posteriores y las repercusiones que, en aquel momento, tuvo esto y sí, a la vista salta que estos hechos fueron un punto de inflexión fundamental en la historia reciente de nuestra región y sobre todo de Cartagena y su transformación económica y social que la ha llevado a nuestros días a lo que es, una gran ciudad próspera y con futuro, o al menos con posibilidades.

A estas alturas del texto ya habrá gente pensando que estoy escribiendo esto para llamar a la revolución bolchevique en Lorca y que estoy pidiendo que las calles ardan, pero no. Bastante deteriorado tenemos lo poco que queda de casco histórico como para ir el plan turba incontrolada a decirles lo jodido que está todo.

Tan solo quería hacer un par de reflexiones que me han venido al occipital al hojear este dossier, y son, por un lado, la pasividad de la clase obrera actual que ve como día sí y día también cierran comercios en el centro o fábricas o negocios en los polígonos y como el que oye llover ¿De verdad qué no os duele? ¿De verdad no sentís como un vértigo en el estómago pensando que vosotros podéis ser los siguientes? Mucha gente, en lugar de solidarizarse, se jacta incluso de que éste o este otro eche la persiana (“qué hubiera bajado los precios, no te jode. Pos bastante ha ganado ya el zagal”).

Aquí en Lorca se ha desmantelado la mayoría del curtido, todo el textil y la fábrica de cemento y todos a hacer cola al Fogasa y a lamentarse en los bares, mientra el sector primario lo devora todo con empleos de miseria, creando guetos de obreros norteafricanos y sudamericanos que van viviendo como pueden y les pedimos que se integren mientras sus hijos comparten clase con los hijos de los que piden agua, ayudas y demás desde sus palacios de Marchena, Cazalla o La Hoya (por ejemplo).

Algún día deberíamos plantearnos muy en serio en qué consiste realmente lo de la “riqueza del agua”.

Veo muy bien lo de dejarse pisar como estrategia de despiste, pero de ahí a besar la bota del que te pisa hay un tramo de espacio que ya hemos sobrepasado tantas veces…Es que no solo se besa esa bota, además se saca el pañuelico y se limpia no sea que el jefe piense que no se es lo suficientemente sumiso.

La otra reflexión es que si los que estamos en los partidos, nuevos o viejos, no somos capaces de ser conscientes de la situación actual y transformarla o evolucionarla a algo mejor o más justo, consiguiendo el voto de los besabotas y contando con ellos de forma activa para elaborar nuestras propuestas es porque no somos útiles para la sociedad actual. Así de claro, y me incluyo dentro del problema.

E insisto, no estoy llamando a liarla en la calle y a esperar a que un delegado de gobierno en su infinita torpeza nos envíe a los antidisturbios armados hasta los dientes, no. Pero las calles están para usarlas.

Y no se preocupen, amigos, que los del discurso oficial ya están preparando su novísimo Plan Parcial Ponderado Sectorizado de Industrialización Intergaláctico con cargo a los fondos Pinbal Nintendo de la UE o como lo llamarán, con su web y todo, PLAPAPON Lorca Blade Runner 2025 Lo Bordamos.

Y nos lo volveremos a creer como siempre.

Ahí lo dejo.

 

meme-lelpicoesquina

meme-aquiencorresponda

meme-hablandobajito2

meme-todoquedaencasa

meme-laimpertinenciaconstatnte

meme-tecnolorca

meme-hayqueseguir

meme-lapalabraembrujoazahar

meme-unaciudadmuchasrealidades

meme-pokerdebastos

meme-porelarticulo33

meme-lapielquequieres

meme-reflexionescontigo

meme-cafe-digital-con-juan-bermudez

 

Phelan