Inocente. II Parte

Inocente. II Parte

Olvida tus años, crea tus propios proyectos a plazos ampliables en función de los resultados positivos que obtendrás. Poco a poco tenderás a mirar el horizonte como meta y no tengas prisa por alcanzarla.

Lola Lafallette nos tenía embobados, ni un carraspeo en la sala, ni un cambio de postura en los oyentes que estaban fuera de sí, abstraídos hasta ese punto. Nos confesó haberse encontrado con una persona amiga, que hacía algún tiempo que no veía y que apenas podía reconocerla. Encorvada, la cabeza hacia adelante y algo agachada dejaba al descubierto el blanco níveo de sus cabellos y se paró a saludarla -Cómo estás?- pregunta obvia ya que su cuerpo estaba hablando en silencio, era una persona acabada, como si llevara el mundo a sus espaldas -Mal, muy mal, me contestó, los años …que no puedo tirar con ellos… Justo lo que su postura me estaba diciendo; sentémonos, hablemos, pongámonos al día.

Algo más de una hora transcurrió delante de un café, en la que no paró de contarme las desgracias, las vicisitudes, las limitaciones físicas y la resignación e impotencia que ya con los años… no tenía más remedio que soportar.

Con sus respuestas pude saber a qué obedecía ese lenguaje corporal de persona abatida y casi desesperada….pero ¿qué haces ahora, en que ocupas tus horas?, vegetar me contestó, ya para qué voy a emprender nada. En esa frase, justo en esa frase, se encontraba la clave, el germen de su estado de decrepitud temprana.

Amiga, le dije, entiendo que la vida te ha puesto demasiadas pruebas, pruebas que tenías que haber transformado en retos, tú eliges, tú tienes la capacidad y el poder para cambiar la percepción dolorosa, en algo diferente que a la larga te habrían hecho fuerte y resiliente.

Olvida tus años, crea tus propios proyectos a plazos ampliables en función de los resultados positivos que obtendrás. Poco a poco tenderás a mirar el horizonte como meta y no tengas prisa por alcanzarla.

Camina, queda con gente, acude a los actos culturales y lúdicos, aliméntate correctamente y sonríe para después poder reír sin vergüenza…

Un sinfín de cosas pude apuntarle, no parecía muy convencida, pero me prometió considerar en serio mis recomendaciones.

Hemos quedado para Navidad, ya os contaré!!!.

[irp posts=»14797″ name=»Inocente»]

Redaccion
ADMINISTRATOR
PROFILE

Posts Carousel

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked with *